FacebookTwitterGoogleLinkedInPinterestWhatsapp

Toy Story Land en Disney’s Hollywood Studios

Si Disney es magia, entonces estar el día de apertura de un nuevo parque –o una nueva tierra– es aún más mágico. La emoción de la gente, la sensación de estar todos juntos experimentando algo por primera vez, las miradas cómplices, las caras de asombro.

Eso es lo que pude experimentar en mi último viaje a Walt Disney World, cuyo último día coincidió con la apertura de Toy Story Land, la tierra de Woody, Buzz y sus amigos en el parque Disney’s Hollywood Studios.

La saga de Toy Story es una de las más amadas por el público de Disney Pixar, y que atraviesa múltiples generaciones, con lo cual desde los más chiquitos hasta los más grandes nos emocionamos al llegar a esta nueva sección del parque y sentirnos reducidos al tamaño de los juguetes.

Lo primero que nos da la bienvenida es un Woody gigante (con el cual es imposible resistirse a sacarse una foto), y luego entramos en el área general donde además de los juegos tenemos un montón de referencias decorativas a las películas.

La montaña rusa Slinky Dog Dash ocupa gran parte de Toy Story Land, aunque la entrada al juego esté bien al fondo. Pero justamente por eso, mientras recorremos las “calles” de fantasía, podemos escuchar los gritos y risas de quienes ya están subidos al querido perrito de resorte en su recorrido a toda velocidad.

Son tres los juegos que pueblan Toy Story Land:

  • Toy Story Midway Mania: el juego interactivo que hace años que es uno de los más populares en Hollywood Studios ahora tiene una nueva entrada que simula ser la caja del juego, para integrarlo al resto del “patio de Andy”. Recientemente actualizada con una tercera pista, la atracción nos hace practicar nuestra puntería con objetos 3D – utilizando todo, desde bates de béisbol hasta pasteles – en distintos niveles de juego a ritmo acelerado
  • Alien Swirling Saucers: diseñado como el set de juego que Andy ganó en el restaurante Pizza Planet, esta versión moderna de las “tacitas giratorias” nos lleva junto con los pequeños y juguetones extraterrestres verdes de Toy Story a dar  vueltas en sus platillos voladores, con giros veloces y cambios de eje. De fondo, música, luces multicolores y efectos de sonido provenientes de las galaxias.
  • Slinky Dog Dash: La reina de Toy Story Land sin dudas es la divertidísima montaña rusa a la que me hubiera subido 4 veces al hilo de haber podido. Es rápida pero suave, con caídas controladas y mucha diversión. Y su diseño no se queda atrás: además de los carros de perrito, atraviesa gigantes figuras de Jessie y Rex, mientras la música no deja de sonar en todo el trayecto.

Cada nueva tierra que se abre en Disney nos hace sentir niños nuevamente (imagínense las ganas que tengo de que se inaugure Galaxy’s Edge, la de Star Wars, el año que viene); así que los invito a que recorran Toy Story Land conmigo en este video grabado el día de la apertura:

0 Comentarios

Responder

CONTACTO

¿En qué podemos ayudarte?

Enviando

Inicie sesión con sus credenciales

o    



Conectar con:


¿Has olvidado tus datos?

Crear cuenta